UA-55987327-15
Espolón Calcáneo
14 septiembre, 2017 Javier Naranjo
Espolón calcáneo

Espolón calcáneo

Definición

Llamamos “Espolón Calcáneo”, es una pequeña formación ósea en el calcáneo, produciendo dolor en el talón del pie.

Clínica

Patología del talón, excrecencia ósea puntiaguda. Pletner lo describió por primera vez en el 1900.

Se trata de una exostosis o excrecencia que se localiza en la tuberosidad interna de la cara inferior del calcáneo.

En muchas ocasiones es asintomático, pero en otras se presenta como una talalgia con dolor agudo tras el reposo con más intensidad en primeras horas por la mañana, en ocasiones su aparición es brusca o durante cierto tiempo por molestias que van en aumento y puede impedir desarrollar las actividades cotidianas con normalidad.

Pueden encontrarse signos de inflamación en el talón que se manifiestan en forma de calor local y edema.

El diagnóstico de espolón calcáneo se puede confirmar mediante una radiografía lateral del talón.

Se admite igualmente que la existencia de una bolsa bien por debajo del espolón o entre la fascia produce un intenso dolor en la zona.

Síntomas

Los tres principales procesos patológicos que producen dolor en esta región, son la inflamación localizada de la fascia, la inflamación del periostio (periostitis) y la bursitis.

La presión que se ejerce en el talón es mayor que en otras zonas y se agudiza en los primeros pasos tras el reposo. Estancias prolongadas de pie.

Espolón calcáneo plantar, dolores matutinos al dar los primeros pasos y punzantes que limitan la deambulación.

Tratamiento ortésico

Tratamiento conservador consiste en reducir la sobrecarga con taloneras que se colocan en la zona sensible de la presión con piezas correctoras del valgo, según medición elevar el tacón acompañado de terapia física, calor- frío, antiinfl amatorios locales, analgésicos, pero lo importante de este tratamiento es el ortopédico con la talonera con su corrección correspondiente, el espolón tratado tiene una evolución favorable en el 95 % de los casos con tratamiento conservador.

La cirugía como último recurso y por lo común no es necesaria ya que el 5% restante que no involuciona con el tratamiento conservador y requiere cirugía el índice de curación es inferior al 80 % y la recuperación es muy costosa y prolongada.